El secreto del éxito? Nada, que.

Ahorita recibí un comentario al estilo “Porque estás super leve en el trabajo???”.
No supe bien si reirme o contar mi historia.

A esta persona no le quise contar que empecé trabajando… pues desde la primaria vendiendo dulces a mis compañeros cuando no había cooperativa. De ahí, me pasé a mis absurdas 4 horas como repartidor de volantes. Ese trabajo si lo odié.
Luego, en Arby’s, en mi primer día, me hicieron la ya famosa “novatada” y el cierre (Cierre: Proceso de resguardar los alimentos perecederos, limpiar el equipo de preparación de comida, limpieza general de local, preparación de comida para que los “abridores” del día siguiente no empiecen en ceros, etc) empezamos a las 10pm y acabamos a las 5am. Quedé tan espantado que no regresé a Arby’s hasta dentro de 3 meses. Ya cuando me aclararon que fue una broma, regresé. (Cual broma???)
Los cierres eran generalmente de 10pm a 12pm. Usualmente, no me iba a mi casa sino hasta el día siguiente.
Esta persona no supo que hubo una temporada en la que dormía en los sillones de un restaurante de comida rápida.

Cinemex. Pffff. En Cinemex lo único padre era ver las películas en pre-pre-pre-estreno. Al menos un dia antes de la premiere!!! La “comida” de empleados es un hot-dog, una bolsa de palomitas y un refresco. Echense eso diario por 3 meses y les cuento los efectos en su salud.
Además, obviamente, recibes TODO el odio de las personas (como yo) a las que les CHOCA Cinemex. En ese trabajo me gritaron, dijeron groserías, aventaron comida y demás… como para el resto de mi vida.
Luego, estuve en un 7-Eleven. No se si lo sepan, pero el “Seven” no es como el Oxxo. El Oxxo, llegada cierta hora, cierra sus puertas con llave y atiende a través de una ventanita. El “seven”, no. Ese atiende con puertas abiertas.
Así, claro, llegaban rateros, borrachos, vagabundos groseros, judiciales y fiesteros desde las 2 hasta las 4am ya sea por más botellas (botellas, plural), dinero (dije rateros, recuerdan), un gansito y claro, la leche para los niños.
Eso si, ese trabajo si lo disfruté hasta cierto punto. Cuando los hot-dogs están a punto de expirar, se tiran. Yo jamás los tiré. Se los daba a un vagabundo que vivía afuera del local. Ya me conocía y todo. “Hola, joven, tendrá comida?” Y ya salía yo con un par de hot-dogs preparados y le regalaba un Boing o algo así.
Si no estaba el señor, le daba los “jochos” a unos perritos.
Claro, me regañaron cabr*n por esto, pero no me importaba. De todos modos, se iban a la basura. Porque desperdiciar?

De analista? Wow. En una ocasión, urgía sacar al público unos lotes de medicamento. Del verbo URGEN o la gente se enferma más. Claro, los lotes me los asignaron a mi. Rompí record en la compañía: el único analista que estuvo 32 horas seguidas trabajando. Felicitaciones por aqui y felicitaciones por allá. Me valieron madre. Falté al trabajo 5 días (incluido fin de semana) después de eso. Regresando, me ponen como ejemplo de “Compromiso”. Ayayayayayayayay.
Desgraciados, ni siquiera bono ($$$) me dieron cuando me fui. Cual compromiso???

El siguiente trabajo, fue PEOR. Trabajaba al menos 12 horas seguidas. Regularmente, de 6pm a 6am. Hay empresas farmacéuticas que trabajan 24 horas 365 días al año. Yo estaba en una de esas. Mala elección.
Si Producción me requería ahí a las 4am, debía estar ahí a las 2am. Era… trágico, me cae. En esos entonces, todo mi ciclo circadiano (busquenlo, no sean flojos) estaba del nabo. Ahí, nació mi afección de la espalda que, a veces, perdura hasta estos días. Pero en aquel entonces, en ocasiones, era incapaz de levantarme de la cama. En algún momento, andaba como House con mi bastón. No es bello andar con bastón a los 26 años, digan lo que digan.

Coca-Cola era… pues lo mismo, pero ya tenía mis días planeados. Lunes: 5:30am a 5pm. Martes-Jueves: 6am a 5pm. Viernes: 7am a 1pm (mi día de desmoche) y Domingos de 10 a 1pm. Si, iba a trabajar los domingos… y por “puro gusto”, eh?
Digo “puro gusto” porque no te obligaban, pero si no iba no hacía los extras que implicaba mi puesto. Ven que todos tenemos nuestro trabajo de diario más unos extras? Andele… esos extras no salían en tiempo común.

Luego, por un tiempo, me fui a trabajar a Toluca. Han dormido en un sleeping, en el piso, en Toluca, en invierno, en un depa sin muebles? Entonces, no me pueden decir que “Estoy super leve en el trabajo”.

De hecho, tengo una creencia que mi horario privilegiado, la opción home-based y todo lo que tengo ahorita, laboralmente hablando (Que tampoco quiero generar envidia, digo) de alguna forma, me los he ganado.
Nada viene de a gratis. Todo es un proceso y TODOS debemos… como “hacer méritos” (que es eso???) para llegar a una posición privilegiada.
Creo que es la regla de “las horas” de Outliers.
Después de todo, el éxito no lo tenemos garantizado. Pero tenemos garantizado el INTENTARLO.
Yo ya me siento cómodo, pero tuvieron que pasar… wow… 10 años y muchas muchas MUCHAS noches de desvelo e insomnio para llegar a esto.

Eso si, ya soy maestro en lo que soy. Y ninguna Universidad da maestría en esto.

Si te está yendo mal en el trabajo, no te apures, es una fase.
Pero si te está yendo bien, no te confíes: Ayuda a los que están pasando un mal rato.
Así, todos ganamos.
*ESO* es trabajo en equipo.

“We must stand together. That’s when we all win” –Nickelback.

 

A ver, que le contestarían a la persona que dijo eso AHORA?